MÉXICO, EL TRIÁNGULO DEL SOL

Inicio/Gastronomía, General, Viajes/MÉXICO, EL TRIÁNGULO DEL SOL

MÉXICO, EL TRIÁNGULO DEL SOL

En pocas horas en coche desde México D.F., llegaremos al Estado de Guerrero, unos de los treinta y dos de que se compone México.

Ante nuestros atónitos ojos, descubriremos bellezas naturales en sus abruptos paisajes, en sus lagunas, en los mas de 1.700 yacimientos arqueológicos, en sus grandes cuevas, como la de Cacahuamilpa…

            Pero, en este viaje, nuestro objetivo es conocer el llamado Triángulo del Sol: Taxco, Acapulco, Itxapa-Zihuatanejo, nombres sonoros que nos sorprenderán.

            TAXCO, o la “Capital de la Plata”, tan ansiada por los españoles, de la que realizan una Feria Nacional ( ya van por la 79ª edición anual), para comprar joyas de todo tipo y de gran calidad y belleza. Se pueden visitar los vestigios de una Mina Prehispánica, de la cultura  Chontal    ( 1400-1521), en que Hernán Cortés se apoderó de ellas.

            TAXCO DE ALARCÓN, — llamada así en honor del gran literato hispano Juan Ruiz de Alarcón–, es una maravillosa ciudad de unos 70 mil habitantes, con casas que se agarran a la montaña entre sus calles empinadas, formando un bellísimo conjunto, que recuerda a muchos pueblos blancos de Andalucía, o a Jerez de los Caballeros (Badajoz).

          En su plaza central,  está una excepcional Catedral barroca, levantada en sólo siete años por un rico minero de la plata. A uno de sus lados está el Mercado Tetitlán, lleno de vida y colorido en sus estrechas y atestadas calles, en las que es posible comprar de todo. Iglesias cristianas por doquier: San Miguel, San Nicolás, Guadalupe…; y el llamado “ExConvento” de san Bernardino de Siena, con figuras de su apasionada “Semana Santa”. Una de ellas, recuerda a la de los “Empalaos”, de Villanueva de la Vera (Cáceres).

   Museos, restaurantes geniales, hoteles bellísimos como el de La Misión, o el Hotel-Boutique “Pueblo Lindo”: En su terraza se degusta  la gastronomía típica, mientras las pupilas admiran la belleza arquitectónica de Taxco de Alarcón.

            Impresionados aún, encaminamos nuestros pasos hacia el Oceáno Pacífico, en busca de otro vértice del Triángulo del Sol: el cinematográfico ACAPULCO. Uno de los destinos mas conocidos y visitados del mundo, por sus playas enormes de fina arena, clima tropical  muy agradable, agua templada y puestas de sol irrepetibles.

        ¡! Y qué hoteles, señoras y señores ! : LAS BRISAS o el FLAMINGO, antiguo retiro de grandes estrellas de Hollywood, como el Tarzán de nuestra infancia, Jhonny Weismuller; entre una amplia y cuidada oferta hotelera.

Elegimos el gran e impresionante complejo MUNDO IMPERIAL, con sus hoteles PRINCESS, PIERRE, RESORT…, por su playa, piscinas, excelentes restaurantes y bares, spas, golf, amabilidad a raudales, desayunos inolvidables… Como para quedarse a vivir aquí y no salir !!.

Craso error sería. Porque en  ACAPULCO hay mucho que ver y disfrutar. Como el Fuerte de san Diego ( s. XVIII, Museo Arqueológico); donde apreciar la importancia del comercio con las Filipinas. A pocos metros, hay que acercarse a la playa de La Caleta, para comer en cualquiera de sus chiringuitos, como La Cabaña.

Pero si hay una visita imprescindible es ver el espectáculo increíble de los “Clavadistas”, en La Quebrada; donde cuatro veces al día, unos atletas sin pavor se lanzan desde una altura de 35 m. al Oceáno Pacífico.  ¡¡ Chévere ¡¡. Asustados aún, abandonamos con pena Acapulco; pero con la alegría de ir a conocer el último de los vértices del Triángulo del Sol: ITXAPA-ZIHUATANEJO; que, en náhuatl significa “ Lugar Blanco”, por  la pureza de su naturaleza, y aunque es un destino turístico en contínuo crecimiento, está apenas alterado.

ITXAPA se ha desarrollado con hoteles de primera clase, — como LAS BRISAS, SUNSCAPE, AZUL, BARCELÓ…–; en sus  playas y campos de golf, que dan relax y placer al turista. ZIHUATANEJO, a pocos kilómetros, es una apacible villa de pescadores ( que venden el pescado en las primeras horas de la mañana); con una hermosa bahía de aguas templadas, y restaurantes con especialidades tradicionales, como la “tirita de pescado” o el “jueves pozolero”…, o de la nueva cocina mexicana, como el ANGUSTINA, con menús maridados con el mágico mezcal.

Degustando esos mezcales, los tequilas “reposados”, los pulques y cualquiera de sus dulces populares, terminamos nuestro maravilloso viaje a tres paraísos: El Triángulo del Sol, en el Estado de Guerrero (México).

                        JUAN PEDRO PLAZA CARABANTES.

Para ampliar información:

TAXCO: www.taxco.com.mx

ACAPULCO: info@visitacapulco.com.mx; www.visitacapulco.travel

IXTAPA-ZIHUATANEJO: www.ixtapa-zihuatanejo.com

www.guerrero.gob.mx

2017-03-28T09:36:40+00:00 16-marzo-2017|Gastronomía, General, Viajes|

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
Avada WordPress Theme